martes, 21 de septiembre de 2010

CONQUISTADO POR UN SUEÑO (Capítulo 24. Parte 2ª)





Alterada por el acoso e intento de derribo que acababa sufrir, cogió la jarra de peltre dispuesta a lanzarla contra la pared para aligerar la rabia que la consumía, tras unos segundos de vacilación la dejó en su sitio y respiró profundamente, después de todo la vasija no tenía la culpa de que la odiosa Moira la hubiese sacado de sus casillas, además no le daba la gana que las lacerantes palabras de aquella bruja la afectaran, esa noche era importante, se celebraba una fiesta en honor a sus invitados.

Con la mente más despejada dio un paso al frente para abandonar la habitación cuando la madera se abrió de pronto apareciendo en ella Aldair. Con una lenta sonrisa dibujándose en su rostro, le vio apoyarse en la jamba y recorrerla de arriba abajo con una hambrienta mirada.

—Ni se te ocurra llevar a cabo lo que estás pensado —le amenazó levantado la palma en señal de stop.
—¿Ahora también sois adivina? —demandó comiéndosela con los ojos cerrando tras de si.
—Ajá, una con muy mal genio llegado el caso.
—Justo lo que a mi me gusta.
—Ni lo intentes —exclamó dando un paso atrás al ver que él iba ganando terreno-, he tardado una eternidad en meterme en este vestido.
—Y sin duda mereció la pena el esfuerzo, mas pensad que ahora tendréis ayuda para volver a ponéroslo.
—Te lo digo en serio, Aldair.
—Sois única turbando la diversión —clamó enfurruñado.

Liana resistió la tentación de acercarse y consolarle como si fuese un bebé, así que en su lugar se carcajeó de él.

—Pareces un niño grande al que han quitado la piruleta.
—No sé que es eso, pero no hay discusión en que me habéis vedado algo, sabed que más tarde me resarciré de tan cruel rechazo. 
—Esa sutil amenaza no me quitará el sueño.
—Lo hará, creedme que lo hará —murmuró roncamente—. Y ahora acercaros, prometo ser un caballero.
—¿Estás seguro? Mira que tú de eso poco -dijo queriendo continuar la broma.
—Os lo juro por mi honor -aseguró tendiéndole una mano— venid hay algo que quiero daros.
—Haber empezado por ahí —manifestó acercándose con las manos abiertas dispuesta a coger el regalo.
—Está bien pequeña arpía —comentó divertido cuando estuvo a su lado daos la vuelta.

Ilusionada porque este era el primer detalle que Aldair tenía con ella, le obedeció rauda. Se estremeció cuando las yemas de sus dedos le rozaron la piel del cuello y cuando la fría cadena se posó en él acariciándole los pechos, miró hacia abajo y lo que vio la dejó sin habla. Con manos temblorosas agarró el elaborado colgante que descansaba entre sus senos y lo examinó, un enrevesado circulo de oro donde se unían aspas, triángulos y otros símbolos que ella desconocía se unían en una extraña piedra oscura que brillaba en su centro, diminutos cristales violetas salpicaban algunas uniones, así como otros de color ambarino que le daba al conjunto un aire antiguo y místico.
Alzó la cabeza para encontrarse con unos expectantes y destellantes iris.

—Es precioso.
—Son los nudos de mis antepasados, sin principio ni fin, en él se encuentran siete amatistas que es la piedra de la suerte, siete citrinos que simbolizan la paz y la esperanza y un cuarzo ahumado que rige los sueños —explicó con calma— perteneció a mi madre.
—No sé que decir, es tan... —ahogó un sollozo volviendo a mirar hacia delante.

Aldair depositó un beso en su nuca deleitándose con el dulce aroma que desprendía esa zona. Le rodeó la cintura protectoramente emocionado al ver lo feliz que había hecho a su mujer.
Nunca podría agradecer a su padre lo suficiente al haber tenido la consideración de darle la pertenencia familiar, asegurándole lo mucho que le agradaría a Liana y así había sido.

—Mi intención no era haceros llorar —susurró junto a la pequeña oreja.
—Se me metió una mota de polvo, tonto —balbuceó—.Gracias por el hermoso regalo, cariño-, rozó su pómulo contra la rasposa barbilla, apretando fuertemente los párpados para evitar que la humedad saliese de ellos y que al final la pillase in fraganti-. Me llegaste al corazón.

—Gracias a vos por aceptarlo.
—Lo luciré con orgullo —le acarició la poderosa muñeca con la mano libre— pues ni tú ni tu madre os merecéis lo contrario.
—Ella estaría muy complacida de véroslo puesto, le habríais placido mucho ya que era tan especial como vos —añadió con un deje de añoranza—.Venid que ahora quiero luciros y alardear de vos en el gran salón —afirmó separándose de ella al tiempo que le daba una palmada en las nalgas—. Acompañadme, mi bella dama.
—Será un honor —aceptó su brazo sin dejar de notar el leve gesto de tristeza que le cruzó el semblante cuando habló de la mujer que le dio la vida.

Aldair la acercó a él halagado por el sincero comportamiento de su amada. Cada día que pasaba daba gracias a los dioses por habérsela entregado y con ello haber tenido la suerte de conseguir un amor tan grande como el de sus padres y que en secreto añoró y anheló poseer.
Un ramalazo de miedo lo sacudió al recordar la última aventura de su adorada y maldijo su torpeza por no haber preguntado por el nombre de su benefactor al que debía agradecer personalmente su valerosa intervención.

—Liana —se detuvo antes de llegar a la salida y la tomó por los codos—, decidme ¿quien es ese hombre que acudió en vuestra ayuda y al que tanto debo?
—No lo sé —respondió con franqueza- ni siquiera a mi me dio tiempo de darle las gracias.
—Describídmelo, quizá con eso pueda saber quien es.
—Pues era rubio, alto, con unos músculos de infarto, unos bonitos ojos azules, aunque un tanto fríos y manejaba muy bien la espada.
—No pudisteis agradecérselo, mas le visteis demasiado bien —aseveró elevando una ceja.
—Dios, como disfruto picándote —afirmó dándole un golpecito en la nariz con el dedo—. Quizá tengamos suerte y esté abajo en la sala, pues por los colores de su tartán pertenece a este clan.
—Fijaos bien en el personal pues necesito retribuirle el gran favor que me hizo al salvar vuestra vida y con ello la mía.

Liana sonrió para si, a pesar de sus contantes celos era imposible no querer a este guerrero y más cuando la trataba de tan exquisita manera y la decía esas cosas, con regalo incluido.
Se llevó una mano a la boca para evitar la carcajada cuando el puño cerrado de Brianna se estampó contra el torso de Aldair y este la fulminó con la mirada, aunque con una leve diversión bailando en sus labios.

—Oh Dios mío, perdonadme yo iba a... llamar cuando... aparecisteis de pronto —se excuso sonrojada.
—La culpa es de él por ser tan grande, si hubiese sido más pequeñajo ese puñetazo le hubiese pasado de refilón —aclaró Liana haciendo que la mirada asesina de él recayese sobre ella—. ¿Es o no es verdad?
—Hasta la fecha no oí quejas sobre mi tamaño —masculló.
—Esta noche te demostraré que no la tengo —le susurró al oído.
—Se me hará eterno.
—En fin —carraspeó Brianna roja como la grana-, no era mi intención molestaros, es que necesitaba hablar a solas con Liana ¿podéis concederme unos minutos? —preguntó la aludida
—Por supuesto —corrobó al ver la  impaciencia de su amiga.
—Nos esperan para el banquete -inquirió Aldair algo molesto.
—Adelántate -ordenó dándole un leve empujón— nos reuniremos con vosotros enseguida.
—Mujeres —bufó echando una ojeada a las dos damas que sonreían con complicidad antes de salir— espero que vuestra ausencia sea breve.

Una vez se quedaron a solas y dentro de la intimidad del dormitorio, Brianna sonrió y alzando una mano balanceó de un lado a otro una oscura bolsita.

—Traigo el remedio a vuestros desvelos.
—Guya, hoy es el día de los presentes —extendió la palma hacia ella reclamándolo.
-Aquí tenéis.

Liana atrapó la pequeña bolsa y la abrió para oler su contenido, inmediatamente se echó hacia atrás con cara de asco.

—Madre mía Brianna, si esto sabe igual que huele por supuesto que no me quedaré embarazada, moriré con el primer sorbo —afirmó dejando el saquito encima de la cama.
—Sé que huele mal y el sabor es muy fuerte, pero endulzándolo con algo de miel lograreis tomarlo o de lo contrario sólo tenéis que haceros a la idea de tener pronto un bebé en vuestros brazos.

Liana mal disimuló un escalofrío.

—¿Estáis segura que me habéis contado la verdad? —preguntó Brianna con el gesto serio.
—Si y no —declaró avergonzada por haberle mentido.
—Explicadme esa contradicción —se sentó en el lecho y palmoteó el espacio vacío invitándola a seguir su ejemplo, cosa que hizo con premura.
—Es cierto que no quiero tener hijos fuera del matrimonio, un pensamiento raro viniendo de donde vengo, pero soy así ¿qué le vamos a hacer?
—Sabed que esa inclinación vuestra es lo habitual aquí —la vio asentir lentamente.
—Sin embargo lo que te voy a decir ahora discrepa mucho de vuestras “normas” y te parecerá egoísta.
—Continuad —la animó.
—Quiero vivir Brianna, recién acabamos de empezar esta relación y deseo disfrutar de ella plenamente, no quiero tener que preocuparme de nada que no seamos Aldair y yo, solos, exclusivamente él y yo —subrayó esto último por si había alguna duda.
—Comprendo —murmuró algo desanimada.
—Con eso no pretendo insinuar que no quiera tener algún que otro bebé con Aldair, por supuesto que querré y los adoraré tanto como tú amas al tuyo.
—¿Por qué no confiasteis en mí? —preguntó dolida.
—Confío en ti, Brianna —recalcó tomándola de la mano—. En estos pocos días te he cogido mucho cariño, te has convertido en una persona muy importante, eres mí amiga, pero temía que no me comprendieses. Perdóname ¿sí?
-Lo haré si me prometéis una cosa.
—Adelante.
—Cuando necesitéis algo de mí, a pesar del miedo o las dudas nunca me mentiréis, porque os aseguro que siempre que esté en mi poder obtendréis mi ayuda y jamás os delataré.

Liana la abrazó efusivamente y cuando Brianna la correspondió, apretó los ojos con fuerza luchando para que las lágrimas no saliesen al exterior.

—Gracias —susurró emocionada.
—No tenéis porqué, sólo cumplid vuestra promesa.
—Palabra de girl scout —se separó levantando la mano derecha.
—Tomaré eso como una afirmación —musitó con el entrecejo fruncido.
—Un sí tan grande como este castillo.

Brianna agachó la cabeza mientras la movía de un lado a otro. Esa forma de hablar de Liana le hacía mucha gracia, igual que su frescura junto a su falta de recato todas cualidades admirables y en cierta forma envidiables, pero bien sabía ella que en lo referente al pudor no tenía solución sobre todo cuando seguía sonrojándose como una niña a pesar de su ardorosa relación con Niall y el haber sido madre, inevitablemente se veía así misma rodeada de nietos y ruborizándose después de que su esposo le dirigiese una de sus lascivas miradas.
Se levantó, sacó un papel doblado de un bolsillo oculto en su vestido y se lo entregó.

—Debéis prestar especial atención a lo indicado y no saltaros ningún punto —manifestó señalando la hoja que Liana se apresuró en desdoblar—. Las tres plantas son muy amargas y bastante olorosas como habéis podido apreciar, aunque la ruda es la peor de todas ya que es muy tóxica, por lo tanto prestad mucho cuidado con las medidas a la hora de elaborar la infusión y tomarla, no más de lo que os indico o los resultados podrían ser nefastos para vuestra salud. En vuestros días del mes no debéis beberla, ya que vuestro cuerpo necesitará descansar y regenerarse.
—Ahora no sabría que poner en primer lugar de las cosas que más echo de  menos, si el café, el chocolate o los anticonceptivos.
—Esto es serio Liana —terció con el rictus severo—, os juro que no me gustaría cargar con vuestra muerte sobre mi conciencia si no seguís rigurosamente mis indicaciones.
—Vaya eres la alegría de la huerta —contestó un poco asustada— pero te juro que haré todo tal y como lo escribiste.
—Las amigas están para decir la verdad, así que mejor que os hagáis a la idea.
—¿De tu sinceridad aplastante o de las delicias que me esperan con esto?—preguntó cogiendo el saquito y soltándolo de nuevo en la cama, junto con el papel, como si le hubiese dado un calambre.
—De ambas —la enlazó del brazo sonriendo y echó a andar—, y ahora bajemos al salón, porque conociendo a nuestros hombres no sólo no nos dejarán nada para cenar sino que subirán a por nosotras enfadados y sospechando mal por nuestra demora.
—Y hablando de sospechas —dijo Liana abriendo la puerta y saliendo afuera—, no hemos llegado a poner en marcha nuestro plan y hoy es nuestra última noche juntas.
—Precisamente por eso es la mejor para llevarlo a cabo.
—¿Y eso por qué?
—Porque dejaremos un buen recuerdo a nuestros queridos guerreros —bajó la voz—, y porque espero que gracias a eso el castigo que nos llevemos también sea digno de recordar—, sus mejillas se colorearon al terminar la frase.
—Dios mío, con lo cándida que pareces y eres peor que yo —aseveró riendo.
—Me siento halagada —la curva de sus labios se intensificó al llegar al final de las escaleras—. Y ahí tenemos unos dignos candidatos.

Continuará...




14 comentarios:

Mariola dijo...

Hola chicas, aquí tienen el capítulo de hoy, espero que les guste y lo disfruten.

Como siempre os digo, muchísimas gracias por todos esos fantásticos, geniales y divertidos comentarios que nos dejáis y que nos ayudan y animan a seguir adelante.

Un besazo muy grande.

Citu dijo...

La primer ame este capitulo Liana y sus amigas son tremendas sigan chicas que lo dejaron re interesante

AKASHA BOWMAN. dijo...

Bueno, he de decir que me ha encantado ese Aldair detallista y tierno, entregando su corazón en forma de alhaja familiar a la dama de sus desvelos. Todas nos decantamos por el caballero duro, con un cierto halo perverso, pero que a la hora de la verdad sea una auténtica joyita y que sepa demostrarlo, que es lo importante...
... Y , desde luego, desde que Liana llegara a su mundo, a su tiempo, Aldair ha demostrado una infinita paciencia y comprensión (quitando esos ciertos dejes machistas y posesivos de vez en cuando, hay que disculparlo...)

Creo que Liana es muy lista negándole la pasión cuando él la desea, porque de ese modo la "recompensa" será de órdago. Su amenaza la ha reconfortado muy mucho jejejejjeje

¡Cachisss con Brianna, que ha interrumpido la interesante conversación de la pareja, y es que ya estaba yo con las orejas alerta para descubrir la identidad del misterioso héroe! No sé por qué pero creo que descubrirlo no resultará platod e gusto para Aldair.

Espero que Liana sea comedida con la infusión, puesto que esto de los brebajes y pociones me asusta mucho, (ya pasó lo mismo con la tisana de Bandulf...)

Ahora me froto las manos esperando ansiosa lo que traman estas dos villanas...(¡vaya con Brianna, con lo modosita que parecía jejejejjee).

PD. Siempre que se lee se aprende algo nuevo, en este caso me encanta embriagarme de ese ambiente de las Highlands que me encanta y de una época que tenía gran interés, a pesar de ser una gran desconocida para mí.

Besos mis pequeñas escritoras

Zeta dijo...

Me emocioné cuando le hizo el regalo familiar a Liana. Al final Aldair es un hombre de familia :) El collar me parecio precioso y parece que tiene mucha importancia para los lideres del clan. La cosa quedó con el interrogante del desconocido que suspira por Liana a escondidas y por cual será el plan de las dos chicas.
Solo de pensarlo ya me impacienta.
Muchos besos :)

INFECTADA X dijo...

Genial, genial, genial. Eso del medallon y lo de la pócima (ay que ver que cosas sacáis de esas cabecitas) que le da Brianna ha sido fantástico. Que ambiente se vive en esta novela. Estoy deseando leer lo que traman estas dos y por supuesto ¿Quién coño (perdón) es el que la salvó? Ay, mis armejas... siempre me dejáis satisfecha como un buen polvete. ajjajajajaj (soy muy fina)
PD: Besitos, Ade, cuídate.
Y a mi Mariola también, por supuesto.
Vuestra chirli forever

Silvia dijo...

Que detalle el de Aldair al regalarle ese precioso colgante que pertenecio a su madre, yo también me hubiese emocionado como ella.
Ya puede tener cuidado con las hierbas, a la hora de tomarla y de que él no las vea.
Gracias por este capitulo.

pepis dijo...

Bueno mis Diosas son geniales escribiendo.
Por favorrrrrrrrr delen una posion a Moira para que deje de joderrrrr , vieja bruja y (@#$%^&*!@#$%^& .
(sorry). ^~^
ayyyyyyyyy que lindo mi Aldi se lucio verdaderamente con ese regalito (waoooooooooooooooooooooooooooooo) por favor yo quiero un collar asi ... que detallazoooooooooo ,el la ama ahhhhhhh (suspiro), pues si no ,no se lo hubiese dado .
cada vez me encanta mas esta parejita de Liana y Aldi son tal para cual. Yo pense que Liana le soltaria un cantito a Aldi en la habitacion ...jiji , . me rei con el Knock, knock de Briana en el pecho de Aldi jiji :)
me imagino que el tomate se queda corto con el rojo de su cara (pobrecita).
oh oh Liana dejo la bolsita encima de la cama OMG !!!! ahora falta que la vieja loca de Moira la encuentre y haga una de las de ella uffffffffff.
plisssssssssss diganmeeeeeeeee quien es ese hombre ?. Hummmm eso es sospechoso definitivamente aqui hay gato (hombre)encerrado jiji.
buenisimo el cap. se me cuidan .tenemos cita el viernes que esten bien besitos.

veronik dijo...

Hola niñas un poquito tarde pero seguimos con muchas tormentas por estos lados....vaya esas dos chicas juntas son un peligro (aquien me recuerda) ya quiero saber q traman y eso va a ser divertido jejeje....bueno hermosas me retiro porq no se si me quedare sin luz otra vez jijiji...un besote y espero leerlas el viernes....

Pd. Pasanado lista¡¡¡¡

Ade dijo...

Como hoy libro y me encuentro un poco mejor (pero sin tirar cohetes) os puedo contestar, eché de menos el no hacerlo y agradeceros vuestra presencia y los ánimos que nos dais.

-VERONIK, que horror las tormentas, las tengo un pánico terrible cosa que no le sucede a Mariola. Tu resiste.
¿A quién te recuerdan esas dos? No caigo jeje.
Gracias por meterte en SokAly en cuanto te viene la luz, eres un encanto.

-PEPIS, tú si que eres genial levantándonos el ego. Me gusta ver que disfrutas con lo que escribimos y por eso siento ser mala y dejarte con la duda de quien es ese hombre, todo a su debido tiempo, paciencia amiga mía, paciencia.

-SILVIA, ¿ves que fácil es perder el miedo a la vergüenza? ¿A que no es tan difícil comentar? Gracias por haber superado tu timidez.

-INFECTADA X ALIAS LA CHIRLI, las cabecitas las tenemos siempre funcionando, exactamente igual que haces tú. Estáis todas mosqueadas de narices con el desconocido héroe ¿eh? Tiempo al tiempo.

-ZETA, mi chica, que después de todos estos meses fuera de circulación se me puso al día con todo y ahí está que no pierde detalle.
El medallón que le regaló ahora Aldair no tiene nada que ver con el que trajo tantos problemas al clan (aunque gracias a ello él encontró a su Liana) es uno que perteneció a su madre, pero es bien bonito ¿verdad?.

-AKASHA, ¿viste? Aldair no es sólo un celosón de mucho cuidado, es un HOMBRE de los pies a la cabeza y cuando hay que ser tierno lo es.
Y Liana es muy, muy lista de lo contrario seguro que lo hubiese pasado mal en esa época.
La imagen que da Brianna no concuerda con como es ella en realidad, eso sólo demuestra que nos fiamos mucho de las apariencias de la gente.

-CITU, gracias por amar este capítulo.

-MARIOLA, haz el favor de ponerte bien, que conmigo jodia tenemos de sobra.

BESOS ENORMES A TODAS.

Iris dijo...

Bueno, primero que nada, Mariola está también malita? Vaya, espero te mejores pronto.

Que tal tu madre Ade? Espero que las cosas vayan bien.

Que bonito el detalle del medallon. Brianna es un bichito también eh, jeje. Espero que Liana tome las hierbas como le dijo Brianna y no pase nada. Y para cuando sabremos quien es el salvador de Liana?

Un beso y feliz día.

Lara D dijo...

Hola chicas!!
Aqui me pasaba a leer el cap del día martes que lo tenia pendiente, esta vez dejo saludo.

Lindo detalle el del medallon... y esperemos que Liana tome las hierbas ocmo debe ser y q no haya ninguna mala interferencia de Moira que me cayo muy mal.

Y con la curiosidad de saber quien es ese misterioso hombre...

Besos!!!

KaRoL ScAnDiu dijo...

Ainssss... que tuve problemas con la conexión y llevo todo el día sin poder entrar. Al parecer tengo un vecino que se dedica a desincriptar mis clave del Wiff una y otra vez, por mucho que la cambie, y a cada dos por tres, el muy cabrito me deja sin NET, os sea, cambia mi contraseña y ni yo puedo entrar... total, que un día aun descrubiré quien es... pero lo importante aqui es.... EL CAPITULOOOOO;D

lo adore, pero como de costumbre, me sabe a poco, me queda corta, termino de leer, y digo "¿pero ya?" siempre espero que haya mas y mas;D

Adoro la amistad de ella, creo que seran amigas siempre, y ahora mismo me muero por saber que venganza tienen planeada para esta noche. Mira que sois malas, dejarnos asi sin saber que va a pasar... jajajaja;D

y el regalo, el colgando de la madre de Aldi, mi Aldi, jeje, que detalle tan hermoso;D

Me muero por el siguiente capi mis querida Almejillas (copyright de la Macu, jaja)...

kisses...

krlitalabeba dijo...

hay que belloooo el regalo de Aldari del collar de su mama ese d4etalle le quedo lindo :D...

Sera que el que rescato a liana esta ra hay y estas chicas juntas son demasiado terrible jejejej me agrada mucho brianna xD no quiero que se vallaaa

Un Viaje de Amor y Erotismo dijo...

HE VUELTO!!!

Es que acaso mis niñas han estado enfermuchas?? Esto de dejar de leer muchos capis no me gusta, me desconecto de todas las novedades!!... por otro lado, tengo muchisisisisismo más para leer =)...

Está cuestión con el anticonceptivo casero, traerá "consecuencias", aún no puedo decidir si será con respecto a la salud de Liana o por el hecho de que Aldie le va a retorcer el cuello por hacer cosas a sus espaldas... pero bueh, una chica tiene que hacer lo que tiene que hacer... =S como siempre esperaré que ustedes resuelvan el misterio... Sigo leyendo!


Sabry Sandal

DIPLOMA CONCURSO BELLAS Y BESTIAS CON "EL BESO DE LA MUERTE"

DIPLOMA CONCURSO BELLAS Y BESTIAS CON "EL BESO DE LA MUERTE"

DIPLOMA CONCURSO EL BIEN Y EL MAL CON "EL ROSTRO DE LA INOCENCIA"

DIPLOMA CONCURSO EL BIEN Y EL MAL CON "EL ROSTRO DE LA INOCENCIA"

PREMIOS LITERARIOS

PREMIOS LITERARIOS
 
SokAly - © 2007 Template feito por Templates para Você