sábado, 28 de mayo de 2011

El PRECIO DEL AMOR -CAPÍTULO 11- 2ª PARTE


Se encerró en la trastienda para lamer las ultimas heridas de las que había sido victima, jamás ni en los más pesimistas de sus pensamientos hubiese imaginado que Charlie fuera capaz de humillarla más de lo que ya lo había hecho. Si sólo se lo hubiesen contado sin haber visto con sus propios ojos aquella foto en la página Web, habría dicho que era mentira, a pesar de lo de la apuesta lo habría defendido a capa y espada, pero todo estaba claro ahora despiadadamente claro admitió apartándose una lágrima que rodaba por su mejilla.

Lo cierto es que aún conociéndole de toda la vida, con sus actos le resultaba un total desconocido. ¿Quién era aquel monstruo que se ensañaba con ella de aquella forma tan cruel? ¿Dónde estaba el hombre, que a pesar de ignorarla como mujer, siempre había estado a su lado como amigo? Sacudió la cabeza, quizá nunca existió ese ser maravilloso del que se había enamorado, quizá siempre había sido esa bestia sin corazón ni escrúpulos la que se paseaba delante de ella con sus vaqueros y sus camisetas ajustadas y la ceguera del amor no le permitió ver.
Pasó el dorso por los ojos y se secó la humedad, <<ni una lágrima más>> se dijo a si misma con la espalda pegada a la pared, <<no se merece ni una sola de ellas, ni uno solo de mis pensamientos>>, con mucho esfuerzo se tragó los sollozos. <<Mátalo, sácalo de tu corazón, de tu vida para siempre>>, se ordenó con determinación. <<Arráncalo de ti aunque eso acabe contigo>>. Continuaba con su retahíla de auto consejos cuando un golpe seco seguido de los chillidos de Amy la alertaron, se puso en pie y salió de su escondite.

 Llevó las manos a la boca para ahogar un grito al ver a los dos hombres enzarzados en una pelea. Una vez era Theo el que pegaba con saña, al segundo era golpeado por Charlie con el mismo ensañamiento, mientras su amiga danzaba a su alrededor en un vano intento por detener aquella contienda.
Quiso aullar, hacer algo para detener aquella locura, pero no fue capaz de moverse del sitio, como si toda ella se hubiese convertido en una pétrea figura contemplando el intercambio de insultos y puñetazos.
La suplicante voz de su amiga la trajo de vuelta a la realidad, la vio abrazarse al rubio policía que pareció calmarse un tanto ante los lamentos de la chica, resbaló la vista entonces hacia el piso, con cierta dificultad Charlie comenzaba a incorporarse, por un instante sus retinas se encontraron, antes de que volteara la cabeza hacia su compañero observándose como leones dispuestos a volver a la carga.

—¿Qué os creéis que estáis haciendo?

 Pestañeó al ver la rabia que destilaban los dos pares de ojos al mirarla. Con una calma que no poseía se acercó a ellos y los contempló, Charlie tenía el labio partido y por la rojez que bañaba su pómulo y el parpado estaba segura que en unas cuantas horas su rostro estaría salpicado de moratones. Por su parte Theo no presentaba mejor aspecto, la ceja hinchada y la sangre que manaba de su nariz, manchando su camiseta rasgada, le daba un aspecto deprimente.

—Esta es mi tienda —alzó la palma al ver que iban a hablar y echó un vistazo para ver como algunas de las flores estaban tiradas por el suelo, aplastadas e inservibles, y que junto con algunos de los jarrones de plástico habían pasado a mejor vida—, no un cuadrilátero de boxeo.
—Fue culpa de él —señaló Amy sin soltarse de la cintura de Lewis.
—No me importa de quien fuera la culpa —interrumpió dando un paso hacia ellos indicando la salida—, quiero que os vayáis ahora mismo.
—Rachelle —exclamó Theo desenvolviéndose del abrazo de Amanda— lo siento de veras, por favor perdóname—, rogó apartándole con dos dedos un mechón que caía por su frente.

Charlie oteó encajando los dientes como los pálidos iris de Rach se alzaban y se clavaban en los del otro destilando dulzura, odió que ella le mirara de esa manera como cuando…, apretó los puños hasta que sintió las uñas clavarse en sus palmas cuando una extraña idea cruzó por su cerebro cegándolo. Rachelle y Theo juntos. No, era una idiotez, una verdadera estupidez si de algo estaba seguro era que ella lo amaba desde hacía una eternidad y el amor no moría de un día para otro. Las pupilas del gilipollas brillaron cuando ella con su pañuelo le limpió, con suma delicadeza, el rojo fluido para acto seguido pasarle las falanges por la maltrecha mandíbula. ¿O si? Tragó saliva por que a pesar que no estaba enamorado, ese gesto le produjo un extraño desasosiego, como si unas tenazas le agarraran las tripas y se las retorcieran, instintivamente llevó una mano a la zona dolorida como si ese gesto le pudiera aliviar de algún modo. El brillo cegador en los hermosos orbes pasó a convertirse en una acuosa tristeza cuando se fijó en él, el rostro resplandeciente que había sonreído tímidamente a Theo era ahora una mascara de hielo que lo miraba con asco, la sonrojada boca era una fría y fina línea que expresaba desagrado y volvió a dolerle todo el interior. La pasión que una vez viera reflejada en ella se había convertido en una gelidez que le congelaba las entrañas. Sintiendo como la bilis subía hasta su epiglotis se armó de valor y tendió una palma hacia ella.

—Rae —su nombre brotó  desgarrado cuando la vio dar un paso atrás antes de darle la espalda—, Rae, por favor.

Se encogió por dentro cuando al volver la vista hacia él lo vio parpadear y fijarse en ella, con el asombro dibujado en sus facciones como si la viera por primera vez. Su alma quedó traspasada al ver la consternada cara, con la duda y el desasosiego reflejados en su oscura mirada. Su parte enamorada la empujaba a acercarse, abrazarlo fuerte, escuchar y creer lo que tuviera que decirle, pero fue su parte herida la que se impuso y se apartó cuando el estiró el brazo hacia ella, le destrozó ver la angustia que cruzó su semblante y escuchar el tono desolado con que pronunció su nombre casi termina con ella, se giró quedando casi pegada al torso de Theo para evitar correr a sus brazos.

—Vete —musitó roncamente—, no quiero volver a verte nunca más.
—Por favor —suplicó—, escúchame y luego me marcharé.
—No.
—Sólo te pido 5 minutos de tu tiempo.
—No, nada de lo que puedas decirme justifica tu actitud —respiró profundamente—, jamás podré perdonarte lo que me has hecho.

El silencio se impuso en el local, solo la exhalación fuerte del hombre al que acababa de echar a la calle rompió la tensión, luego unos pasos le hicieron mirar por encima de su hombro para verle dirigirse a la salida con andares cansinos, la cabeza gacha y los omoplatos hundidos. Incapaz de seguir viéndole partir de aquel modo giró la testa y apoyó la frente en el pecho duro que tenía ante ella, al instante los fornidos brazos masculinos la rodearon regalándole el consuelo que necesitaba.

Desde el umbral se revolvió para echar un último vistazo, la escena que divisó le rompió por dentro, Rachelle se abrazaba a Lewis como una vez lo había hecho con él. La rara sensación vivida unos minutos antes volvió a asaltarlo mientras lo ojos empezaban a escocerle y una palabra empezaba a martillearle el cerebro. Celos. No, no estaba celoso y lo sabía, no eran los malditos los que estaban haciendo que todo su ser temblara como una hoja. Perdida, esa era el vocablo adecuado, había perdido a su Rae para siempre. ¿Su Rae? Movió la cabeza y con una última ojeada a la pareja cerró la puerta.

Con incredulidad Amanda estudiaba a Theo y a su amiga que envueltos en un silencioso abrazo permanecían ajenos a su presencia en el centro de la floristería. Sí, aquellos dos parecían hechos el uno para el otro, era una lastima que hubiese tenido que ocurrir algo tan doloroso, para que se encontraran, pero si aquello era bueno para ambos se alegraba por ellos. Sin duda se merecía ser feliz y nadie mejor que un buen tipo como el macizo, y por otra parte él parecía haber encontrado en su amiga a la mujer ideal , tranquila, amorosa, decente…, todo lo que ella jamás sería. Con sigilo se fue alejando de ellos, viendo como las grandes manos masculinas recorrían la frágil columna femenina y sus jugosos labios besaban el sedoso cabello.

Al llegar a la salida los ojos de ambos se encontraron, Amy se detuvo en seco, ya no podía ver el destello de pasión que refulgía en ellos cuando la abordaba tímidamente en la calle. Se mordió el labio, inclinó la cabeza a modo de saludo y se marchó sintiéndose sola, muy sola. 





Continuará...





17 comentarios:

Florcita De Pura Flor dijo...

sera que entre ellos esta naciendo algo mas que amistad,,, o theo esta ofreciendo su consuelo de amigo!!!!

aoohhh que interesante....

Rouge dijo...

Mi Dios!!! Quiero un Theo en mi vida!!! Lo siento por Charlie, pero me gusta mucho la pareja Theo y Rae... Pobre Amy, como dicen nadie sabe lo que tiene hasta que lo pierde...

datilanat dijo...

Esto se pone interesante...así que ya no tiene la chispa en su mirada...ay, ay,ay que se nos enamora Theo de la dulce Rae...¡Pero como me gusta eso!

Susan dijo...

Ese Theo es Un Amor!! Aunque creo que lo de ellos podría ser solo amistad, pues según Theo esta calado hasta los huesos por Amy xd Bueno ¿Quien sabes? ¡Ustedes saben chicas! y nos mantienen a nosotras con la intriga xd jajajaja, Buen Capii!!!

Besos!!

Anna Princesa dijo...

Bravo Theo ¡ aun quedan heroes que luchan por el honor y el respeto de una mujer!
Charlie no tiene remedio y Rae, ay pobrecita mia.

besos

vampiresa dijo...

mis niñas que magnifico el capi.

espero que Theo le haga muy feliz a Rae, es majisimo y muy amable. Que pasara con ellos dos? Y con Amanda? Y con Charlie?

Espero que si fue este imbecil el que coloco la imagen en el fondo de pantalla del ordenador, que recapacite mucho mas de lo que haya recapacitado, aunque ella no lo quiera escuchar. a Rae le hizo y le ha hecho mucho daño. Igual cuando se calme vuelve a intentar hablar con ella.

Que energía a tenido ella estando como se encontraba de mal, que la había humillado y todo, en salir a la tienda y encontrarse esa pelea tan espectacular entre los dos machos, Charlie se lo tenía merecido, a Rae no le tenía que haber hecho lo que le hizo, fue un jilipoyas e imbeciil. No digo mas porque ese hombre se merece lo peor por lo que le hizo a Rae.

que bien que Theo le abrazo y la consolo, siempre esta magnifico para Rae. Me encanta como la trata. Espero que vayan bien las cosas entre los dos.

Quiero mas capis. me habeis dejado con mucha intriga


saludis vampi

MariCari♥♥♥♥♥ dijo...

VAya!!!! pues todo un giro, si señoras, todo un giro... ya veremos el tiempo que dura la calma ¿no? No digo yo que otra peleita tan bien relatada, no, pero seguro que tenéis en mente alguna cosita para divertirnos, je ,je...
Buen relato... Bss...

Cristel dijo...

aaa me enknato ste capi, sip si rae se kedara kon theo seria una super vuelta jaja un final diferente, pero seguire sperando kon ancias un nuevo kapi stra semana...xikas son de lo mejor...grax por konpartir su talento kon todos ...=)

Citu dijo...

Me dio pena, Amy y Charlie. Que pasara entre Lewis y Rae. Cada vez esta historia esta mejor haber que ocurre en los próximos capítulos. Les mando un beso chicas y que tengan una linda semana

princesa jazmin dijo...

Súper interesante chicas!me gusta ver a Charlie y Amy sufriendo un poquito, a su modo cada uno necesitaba una lección.
Theo y Rae por ahora se necesitan y complementan bien, qué pasará luego?
Un beso!
Jazmín.

Emilia dijo...

Diria, Charlie donde las dan las toman..., pero la verdad es que el final de este capítulo me ha producido tristeza, por Amy y Charlie y por aquello de que nos damos cuenta de que deseamos algo solo cuando lo hemos perdido, y por Theo y Rae, cuando necesitamos cariño o alguien a quien amamos nos hace daño, que fácil confundir amistad con algo más, después puede causarnos dolor cuando nos demos cuenta de nuestros verdaderos sentimientos...
Una vez más sois capaces de hacer aflorar mis sentimientos, esta vez una piel de gallina y una gran incertidumbre serán las que me traigan de regreso el miércoles, gracias una vez más.

AKASHA BOWMAN. dijo...

Ciertamente a veces creemos conocer a alguien en profundidad y no es sino a través de la fuerza de sus actos que vamos descubriendo poco a poco la realidad de su carácter. Ya lo dice el dicho: No me digas quien eres, ya me lo dirán tus procederes... y en este caso concreto nuestro Charlie lo tiene muuuuuuy crudo para hacerse perdonar. La decepción sufrida por Rae ha sido muy grande y aquel amigo de la infancia desapareció de golpe para dar paso a un hombre adulto egoísta, aprovechado y cruel.

Me encanta ver cómo a Charlie lo corróen los celos (aunque él se empeñe en que no son celos lo que lo tortura... anda que no) al contemplar cómo Rae calma las heridas de Theo mientras él permanece tendido y sangrante como un perro apaleado.

Creo que una pequeña cura de humildad en su crecido ego le irá muy bien e incluso he disfrutado con su pensamiento acerca de la posibilidad de una unión carnal entre Theo y Rae. ¡Toma de tu propia medicina, caballerete!

Entre Theo y Rae está surgiendo algo muy fuerte; llámese ternura, llámese enamoramiento, llámese lástima y compasión... el caso es que Charlie está sufriendo como un cosaco y Lewis va subiendo escalones en los afectos de Rachelle.

¿Mi opinión? Sinceramente no me imagino una escena pasional entre estos dos, no sé, todo sería cuestión de leerlo de vuestra mano experta jijijiji pero veo más su roce en plan cálido y afectuoso que arrebatador. No sé si me explico.

Un besito y hasta miércoles. Buena semana niñas.

mariana dijo...

dios me encanta esta historia, sera que theo lograra curar a rae de todo el dolor que le hizo charlie espero saber que quiere theo con ella en realidad y charlie tiene que aprender de sus errores y encontrar la manera de solucionar este rollo, bueno saludos y besos desde venezuela

KaRoL ScAnDiu dijo...

Amo ésos celos de Charlie. Cómo los siente y se intenta convencer de qué no existen, que no es lo que siente...
y Theo está... enamorado perdido de Rae, pero me dio tantísima pena de Amanda.
Ella le ignoraba y todo éso, pero ahora al verlo con Rachel...

Jolines, qué de lios, a ver qué pasa que me tenéis de los nerviooos:D

besos enormes mis chicas:D

princesa jazmin dijo...

Hace mucho que no me visitan, chiquis, me pone triste :(
Mis galanes vintage(y no tanto)siempre están allí para ustedes.
Un saludo grande!
P.D: espero no se enojen por el atrevimiento :)
Jazmín.

Irene Comendador dijo...

Parejas truncadas, marionetas de nuestros propios sentimientos, que tristeza mas grnade ser un muñeco que no ve lo que tiene delante, ni Charlie ha sabido valorar a Rae nunca, hasta que la ha perdido, nui Amy ha sabido ver lo que tenia en frente con Theo, y eso sera un suplicio y abandono a la soledad muy grande, esperop que al menos se de cuenta de loq ue podria tener, y vaya a por ello, estoy segura de que Rae entendera que Theo quede con su amor de siempre, ella debe seguir su vida, y Charlie que sufra, preo que sufra pero bien, se lo tiene bien merecido por gilipollas y por utilizar a las mujeres, no solo a Rae, si no a todas las que les ha echo eso
Unbeso chcas y me voy a por el siguiente, que es lo unico bueno de tardar en leer, que tengo doble dosis, por lo demas es solo dolor de no tener tiempo de pasarme por aqui, odio estas fechas de celebraciones varias, jejejej
Os adoro mis almejillas

Nenina dijo...

Eso le pasa a Amy por no haberle "visto" nunca realmente. theo es encantador!! un hombre así queremos todas!!!
ay ya estoy toda confusa!!! con quien se va a quedar Rae?? ay ay si me dio incluso un poquito de lástima nuestro O`sullivan!!! que va a pasaaar!!!
vo sabré en un instante jejeje:d
muaxxx guapas!!

DIPLOMA CONCURSO BELLAS Y BESTIAS CON "EL BESO DE LA MUERTE"

DIPLOMA CONCURSO BELLAS Y BESTIAS CON "EL BESO DE LA MUERTE"

DIPLOMA CONCURSO EL BIEN Y EL MAL CON "EL ROSTRO DE LA INOCENCIA"

DIPLOMA CONCURSO EL BIEN Y EL MAL CON "EL ROSTRO DE LA INOCENCIA"

PREMIOS LITERARIOS

PREMIOS LITERARIOS
 
SokAly - © 2007 Template feito por Templates para Você